Cubanos recuerdan el 26 de julio

28 de julio de 2014

Otro 26 de Julio. En La Habana los fieles a los hermanos Castro brindarán al inicio de la revolución, hecho prehistórico del siglo pasado. En el Versailles y en La Carreta, saboreando una taza de café bajo el sol de Miami, exiliados lamentarán la fecha. Mientras en Cuba y en la Florida muchos recordarán al joven Fidel y sus sueños de imperio y a Fulgencio Batista y sus aspiraciones caudillistas, muy pocos hablarán de la señora elegante y bella que fue la primera dama de Cuba del 1952 al 1959.

Se llamaba Marta Fernández de Miranda y me salvo la vida.

En octubre del 52 fui uno de las primeras víctimas de la epidemia de poliomielitis que acosó la isla. Vivía en Guantánamo. No sabiendo qué hacer conmigo, los médicos optaron por aislarme, encarcelando a mi madre y a mí en una casilla en las afueras del hospital. Asignaron como guardia un soldado con órdenes de “no dejar sacar al niño de ese lugar”...