La disidente cubana Sara Martha Fonseca, una de las principales integrantes de las Damas de Blanco, se une al exilio cubano en los Estados Unidos.